INCONTINENCIA URINARIA EN LAS MUJERES, ¿INFLUYE EN LA CALIDAD DE VIDA?

La incontinencia urinaria (IU) afecta a 1 de cada 4 mujeres en España a partir de los 35 años. Es un padecimiento frecuente en mujeres y afecta el bienestar físico, psicosocial, económico y familiar. A pesar de que las cifras son elevadas y su gran impacto en la calidad de vida de las personas que la padecen, la IU continúa siendo un tabú; generando un gran desconocimiento sobre cuáles son sus causas y qué podemos hacer.

Por qué sucede

La IU es la pérdida de control de la vejiga o la pérdida de orina. Los riñones producen orina, que se almacena en la vejiga. La vejiga tiene músculos que se contraen cuando necesitas orinar. Cuando el músculo de la vejiga se contrae, la orina sale a través de un tubo que se llama uretra. Al mismo tiempo, el músculo del esfínter alrededor de la uretra se relaja y provoca que la orina salga del cuerpo.

La incontinencia sucede cuando los músculos de la vejiga se contraen y los músculos del esfínter no son los suficientemente fuertes como para cerrar la uretra. Esto causa una necesidad urgente y repentina de orinar que tal vez no puedas controlar. La presión que se ejerce cuando te ríes, estornudas o haces ejercicio puede causar la pérdida de orina. También puede ocurrir si hay un problema con los nervios que controlan los músculos de la vejiga y la uretra. La IU te hace perder una cantidad pequeña de orina u orinar mucho de golpe.

Tipos de incontinencia

La IU de urgencia es la pérdida involuntaria de orina acompañada o precedida por el deseo repentino de orinar.

Por rebosamiento: tienes goteo de orina frecuente o constante debido a que la vejiga no se vacía por completo.

De esfuerzo: pérdida involuntaria de orina relacionada con los esfuerzos físicos (toser, estornudar o reír).

La IU mixta es la pérdida involuntaria de orina relacionada con la urgencia o el esfuerzo físico.

La IU de esfuerzo es el tipo más frecuente de incontinencia en las mujeres de 25 a 65 años. Este tipo de incontinencia es la más frecuente en la mayoría de las pacientes, además de la incontinencia urinaria mixta. Desde el punto de vista social y personal, la incontinencia urinaria de esfuerzo afecta la autoestima de la paciente, implica aislamiento y reduce la calidad de vida.

Los factores de riesgo más frecuentes implicados en la incontinencia urinaria de esfuerzo son: edad, paridad, obesidad, estreñimiento, deficiencia de colágeno, prolapso genital y enfermedad pulmonar obstructiva crónica y neurológica

Ejercicios de Kegel

Fueron creados en la década de 1940 por el médico ginecólogo Arnold Kegel, como un medio para prevenir y solucionar la incontinencia urinaria en mujeres tras el parto. Kegel ideó unos ejercicios que se basaban en la contracción de la musculatura del suelo pélvico y comprobó que tenían muy buenos resultados.

Los ejercicios de Kegel o ejercicios de contracción del músculo pubocoxígeo son un conjunto de técnicas dirigidas a mejorar el tono de la musculatura del suelo pélvico.

Contraiga lentamente subiendo los músculos hacia dentro tan fuerte como pueda, aguante la tensión durante 5 segundos y relaje a los 10 segundos. Repita esta secuencia 10 veces mañana, tarde y noche. Se puede hace lo mismo de manera rápida contrayendo y relajando sin esperar.

Aumente de manera progresiva a 15 contracciones (unas lentas y otras rápidas) tres veces al día Adquiera el hábito de realizar los ejercicios asociados a alguna actividad cotidiana, contestar el teléfono, usar el ascensor, cuando se espera en un semáforo etc. Si es constante y regular se puede empezar a notar la mejoría en 6 semanas.

Complementos alimenticios

Tomar algunos complementos alimentarios puede también ayudarte a reducir la IU. Las semillas de calabaza favorecen el fortalecimiento del suelo pélvico y los músculos del esfínter uretral y ayudan a relajar la pared vesical. Por su parte, las semillas de soja son ricas en fitoestrógenos que mejoran la funcionalidad de la mucosa uretral y ayudan a controlar la función urinaria.

En nuestra farmacia encontrarás diferentes opciones. No dudes en visitarnos para ampliar la información. ¡No estás sola! Juntas podremos ayudarte a mejorar la IU.